Casuarinas (C. cunninghamiana)

– La casuarina parece una conífera por el follaje, pero no lo es.

 

– Hojas: las hojas de casuarina son finas, parecidas a las aciculas de los pinos pero se diferencian de éstos al estar tabicadas en septos.

 

– Madera muy dura. La madera de casuarina se utiliza para la construcción de cercas. Fabricación de carbón vegetal, siendo un combustible de gran calidad.

 

– Su corteza tiene un gran contenido en taninos, de ahí que se haya utilizado para combatir diarreas.

 

– Casuarina suele incluirse en los planes de reforestación de zonas cálidas.

 

– Uso de casuarina como cortavientos, en alineaciones, o como pie aislado. En alineaciones hay que disponer de espacio suficiente.

 

– Se utilizan como ejemplar aislado para que puedan desarrollar todo su porte.

 

– La casuarina sirve para hacer una perfecta pantalla de gran altura contra la salitre del mar.

 

– Casuarina tiene pocas exigencias.

 

– Resiste bien la falta de humedad y los sustratos salinos, de ahí que sea muy adecuado en zonas litorales.

 

– Casuarina soporta la proximidad del mar y los suelos pobres y salinos.

 

– La casuarina se multiplican por semillas fácilmente. Poniendo los frutos a secar, pronto se desprenden las semillas, que con un buen almacenaje pueden ser viables por un periodo de 1-2 años. La germinación, sin tratamientos previos, suele ser alta.

 

Características:

Nombre científico o latino
 Casuarina cunninghamiana
Nombre común o vulgar
 Casuarina – Pino australiano.
Sinónimos
 -
Familia
 Casuarináceas.
Origen
 Australia